Usted está aquí: Formación Instituto Superior de Teología de Canarias  
 FORMACIÓN
Instituto Superior de Teología de Canarias
Aula Manuel Alemán
Bibliografía
Formación permanente
Formación en línea
Formación general
Formación moral
Formación bíblica
Formación teológica
Formación filosófica
Formación científica
Formación derecho canónico
Formación espiritual
Formación justicia social
Formación mariológica
Formación catequética
Formación ecuménica
Formación misionera

HISTORIA: XIV JORNADA IGLESIA EN CANARIAS- 4
 

Jueves, 15 de marzo de 2012

“Las Cajas de Ahorros isleñas tuvieron una importante labor social”
Fernando Carnero, del Departamento de Historia de la Universidad de La Laguna

Avanzan los días en las XIV Jornadas de Historia de la Iglesia en Canarias. La tarde del jueves comienza con la ponencia “La Labor social de la iglesia en el Antiguo Régimen”. Expone el catedrático de Historia de la Economía de la Universidad de La Laguna, Antonio Macías Hernández. Inicia su exposición hablando de la naturaleza de la Iglesia insular y la de las rentas de la Iglesia. El patrimonio eclesiástico eran bienes rústicos y urbanos; rentas fiscales y rentas abonadas por fieles.

Los ingresos eclesiásticos se dividían en tres grupos: el diezmo, contribución eclesiástica en Canarias tuvo matices propios. En el diezmo tuvo participación importante la Corona. El diezmo, a finales del siglo XVIII sufrió un fraude importante. En Canarias era escrupulosamente abonado. Todos los isleños veían en la Iglesia el bando que invertía en ellos. La Iglesia era la que ayudaba a los necesitados.

La carga fiscal en Canarias era baja. De las rentas de la Iglesia, la corona percibía una parte. Por tanto, de las rentas eclesiásticas totales, el 80% era para la Iglesia.

La estructura general de los ingresos eclesiásticos del clero secular en 1800 eran: participación de los diezmos, primicias y derechos de estola, cofradías, fábricas y patronos; y pagos por decir misas en ermitas.

La Iglesia en realidad cumple un contrato social para los fieles. La Iglesia, por tanto, no es la jerarquía, sino la comunidad de fieles de Cristo.

La distribución de las rentas eclesiásticas son para: los ministros de la Iglesia, quienes recibían una parte de ellas. La sociedad de fieles determinaba en Canarias quién y cuándo se nombraba al cura, cosa que ayudaba a las rentas. Las rentas salariales de los curas de Canarias era mayor que la de los peninsulares. Con las rentas, la Iglesia debía atender a las instituciones educativas. La educación informal ocupó un lugar muy importante en Europa. Lo básico era leer y escribir, el resto se aprendía con la práctica. No había escuelas concretas. Había más analfabetos en el siglo XIX porque la desamortización acabó con las rentas dedicadas a la educación.

Al papel de la Iglesia en la enseñanza, añadir la importante función educativa de los conventos. El cabildo catedralicio apoyó el instituto de San Marcial y otras escuelas de humanidades, gramática,…Todo ello, abierto gracias a los apoyos de la Iglesia y fondos municipales.

La construcción de la Catedral, de iglesias… dio mucho trabajo a los artesanos en Canarias. La Iglesia prestaba dinero con tipos de interés inferiores al usuario, de este modo se ponía freno a la usura. Lo que si se conoce son labores individuales de sacerdotes que demuestran algo, pero no la totalidad de lo que llegaron a hacer. Los receptores de los donativos del Cabildo catedralicio de la diócesis canariense, entre 1975-1819: la Corona, la cultura, epidemias, beneficencias, conventos,…

La segunda ponencia de la jornada del jueves: “La labor educativa de la Iglesia en Canarias”. Aborda este tema, Pedro González Pérez, profesor titular del Departamento de Historia de la Universidad de La Laguna. Orígenes de la enseñanza en Canarias: Desde los primeros momentos de conquista habían signos de querer llevar a cabo una enseñanza popular.

Surgieron centros gratuitos, y fue, en este caso, central la enseñanza por parte de congregaciones religiosas. Hasta el siglo XIX todos los establecimientos eclesiásticos estaban regidos por eclesiásticos, aunque habían excepciones.

La orden franciscana fundó 20 conventos, los dominicos, 13, los agustinos, 8 y los jesuitas, 3.En los conventos se formaban muchos religiosos y seglares. La enseñanza está en manos de los religiosos durante los siglos XV-XVII.

Gran Canaria tenía cierta enseñanza organizada. La sociedad económica de Amigos de Amigos del país, por ejemplo, ayudó mucho con diferentes proyectos. La sociedad económica de la Palma también era gran representante de la preocupación de la educación del ciudadano.

Se crean escuelas normales a finales del siglo XIX, lo que ayudaba a la formación de los maestros. Creación de la Universidad de la Laguna hace ya 220 años. Los agustinos y los dominicos, enfrentados estaban presentes en las islas. La casi totalidad del clero canario graduado procedía de Ávila.

La universidad de San Agustín fue la primera universidad del archipiélago, solo duró tres años. Cierran porque los dominicos reclaman y consiguen suprimir la universidad agustiniana de Canarias.

La historia de las universidades canarias presenta tres fases: gran parte hecha con la iglesia, desde la iglesia y contra la iglesia. A partir de la restauración empiezan a aparecer centros. Por ejemplo éstos de Gran Canaria: San Ignacio de Loyola, el de la Purísima Concepción y el centro general de enseñanza de nuestra Señora de la Soledad. En la vida de los pueblos hay acontecimientos de gran importancia: para La Orotava primó tener un centro de segundo enseñanza que la propia formación en sí; lo mismo en Tenerife: pero en los colegios de Las Palmas, como el Loyola o el de la Concepción, tuvieron gran importancia en el quehacer académico.

En el siglo XX, hubo 58 fundaciones. Importante en Canarias la labor del Padre Cueto. Fundaciones en Canarias de religiosos dedicados a la enseñanza y lo social.

La tercera ponencia aborda la temática “ Los montes de piedad y el nacimiento de las Cajas de Ahorro” por Fernando Carnero, del Departamento de Historia e Instituciones Económicas de la Universidad de La Laguna. Las cajas de ahorros canarias, a pesar de su tardía aparición respecto a lo ocurrido en el resto del territorio nacional, presentaron un comportamiento asimilable al del resto de integrantes del sector bancario insular, caracterizado por el predominio de las operaciones de crédito con el sector privado. Este rasgo implica un elevado grado de vinculación con las principales actividades productivas, constituyendo una de las señas de identidad del sistema financiero isleño en su comparación con el del resto del Estado.

Durante la Autarquía, las instituciones de ahorro de las Islas vivieron una etapa de ralentización en su actuación como intermediarios monetarios locales, pues el creciente control de su actividad inversora por parte del Estado limitó sus posibilidades. Esta situación tuvo un impacto especialmente negativo en la economía insular.

La liberalización de los años sesenta supuso la recuperación del dinamismo perdido, y facilitó su operatoria hacia las ramas de actividad económica punteras en las Islas, lo que les llevaría muy pronto a alcanzar el protagonismo de antaño, mantenido hasta la actualidad.

En el ámbito social, las cajas de ahorros isleñas han desempeñado una importantísima labor, adaptándose a las necesidades que tenía la sociedad canaria a lo largo del último siglo. Primero, a través del Monte de Piedad, que facilitaba el acceso al crédito a muchas personas que, hasta ese momento, tenían enormes dificultades para acceder al las instituciones bancarias, y que se veían obligados a recurrir a prestamistas particulares, que solían ofrecer una tipos de interés muy elevados.

Más adelante, con la puesta en marcha de la Obra Social se convirtieron en unos actores complementarios de las administraciones públicas en la implementación del Estado del Bienestar. El actual proceso de reestructuración del sector de las cajas de ahorros en España ha generado una cierta incertidumbre en cuanto al mantenimiento de estas acciones de responsabilidad social corporativa por la pérdida de la identidad territorial que caracterizaba a la mayor parte de estas entidades, entre ellas las domiciliadas en las Islas.

Llega esta semana a su conclusión este viernes. Abrirá la tarde del último día Pedro Herranz, Director de Cáritas Diocesana de Canarias quien tendrá la ponencia: “Cáritas: de la asistencia a la promoción social”. Le seguirá José M. Barreto del Departamento de Historia de la Iglesia del ISTIC Sede Gran Canaria quien presentará: “Desde el No Conviene a las Cosas Nuevas: La Iglesia Canaria y la clase obrera ante el nuevo orden social”. Cerrará estos días, el Obispo de Tenerife, Bernardo Alvárez con la ponencia “La Iglesia y la Caridad”.

Julio Roldán




Crónica diaria de las XIV Jornadas de Historia

   
Crónica diaria de las XIV Jornadas de Historia de la Iglesia en Canarias por Julio Roldán.

Vea:
- Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 1
- Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 2
- Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 3
- Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 4
- Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 5

Vea también:
HISTORIA DE LA IGLESIA EN CANARIAS
- Libro: Historia de la Iglesia en las Islas Canarias
- Historia de la Iglesia en Canarias
- La Huella y la Senda, video sobre la Historia de la Iglesia en Canarias
- Historia
- www.istic.es
Vea también:
- Historia: XIII Jornada Iglesia en Canarias- 1
- Historia: XIII Jornada Iglesia en Canarias- 2
- Historia: XIII Jornada Iglesia en Canarias- 3
- Historia: XIII Jornada Iglesia en Canarias- 4
Vea también:
- Historia: XII Jornadas Iglesia en Canarias-1
- Historia: XII Jornadas Iglesia en Canarias-2
- Historia: XII Jornadas Iglesia en Canarias-3
- Historia: XII Jornadas Iglesia en Canarias-4
- Historia: XII Jornadas Iglesia en Canarias-5



ISTIC: Historia de la Iglesia en Canarias

HISTORIA DE LA IGLESIA EN CANARIAS
- Libro: Historia de la Iglesia en las Islas Canarias
- Historia de la Iglesia en Canarias
- La Huella y la Senda, video sobre la Historia de la Iglesia en Canarias
- Historia
- www.istic.es
   



Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 3 | Historia: XIV Jornada Iglesia en Canarias- 5

Versión para imprimir