Usted está aquí: Pregunta-respuesta Iglesia católica  
 PREGUNTA-RESPUESTA
Jesucristo
Biblia
Fe católica
Sacramentos
Iglesia católica
Moral católica
Temas de actualidad
Algunos dicen que...
Varios

OBISPOS: CARISMAS EPISCOPALES
 

Con motivo del cambio de obispo en nuestra diócesis, le invitamos a profundizar en la realidad del ministerio episcopal.

- Envíenos sus reflexiones:

Puede escribirnos y enviarnos sus reflexiones sobre cuáles son los carismas más importantes , según su opinión, para un obispo católico. ¿Cómo debe ser un obispo? ¿Cuáles son los carismas más importantes que debe de desarrollar? ¿Qué le pide usted a un obispo? , etc. Su aportación se incluirá en esta sección.

No se trata de que nos envíe tratados teológicos o reseñas bíblicas sobre el episcopado. Queremos que su aportación sea fruto de la reflexión, del caminar diario en el seguimiento de Cristo donde el obispo es garante y aliento en su vida de fe. Seguro que su aportación nos servirá a todos para una sana y seria reflexión. Es muy bueno que el obispo sea compañero privilegiado en nuestro caminar eclesial y presencia viva del Buen Pastor.

Este espacio tampoco es un foro. Para eso ya dispone de nuestro Foro Diocesano . Las aportaciones nos servirán no para debatir sino para reflexionar y orar.


- Cómo participar?

Envíenos por email sus reflexiones. Indíquenos si desea que figure su nombre y correo electrónico para que otras personas puedan comunicarse con usted. Si desea que figure su nombre y email, añádalos al final de su escrito. Puede dejar el escrito sin firmar o bien usar un seudónimo.
Procure que su aportación no sea muy larga. Como máximo admitimos una cara de DINA4 en cada aportación. Puede realizar cuantas intervenciones estime conveniente.
Este espacio lo pueden utilizar individualmente o como parroquia, grupo, movimiento, congregación, asociación, etc. Pueden reflexionar juntos y mandar una síntesis de lo trabajado en grupo.


- ¿Cuál es la dirección a la que puedo escribir?

Puede hacernos llegar sus aportaciones a nuestra dirección:

info@diocesisdecanarias.org

Desde que recibamos su opinión trataremos de incluirla en este espacio lo antes posible.



PARA LA REFLEXIÓN:

Leemos en los Hechos de los Apóstoles que la devoción del pueblo gobernado por ellos era tal, y la primicia del pueblo cristiano tan florida que, una vez recibida la fe, nadie reclamaba ya la propiedad de la casa o de las demás cosas, sino que lo tenían todo en común, como hermanos. Unidos con la misma religión, gozaban juntos del mismo tenor de vida. Teniendo la misma fe, ponían asi mismo en común las provisiones. Participando del mismo Cristo, querían participar de una misma mesa.
Aquellos hombres religiosos tenían por cosa indigna no dar parte de los propios bienes al que entraba a la parte de la misma gracia; y por eso usaban en común todas las cosas con fraterna caridad.

Y aquí hay que notar que la fraternidad en Cristo es superior a la fraternidad carnal; en efecto, la fraternidad de la sangre comporta solamente una semejanza física, mientras la fraternidad en Cristo se manifiesta en la concordancia de corazón y de alma, como está escrito: Los creyentes tenían un solo corazón y una sola alma. Así, pues, es verdaderamente hermano aquel que te está unido no tanto por el lazo de la sangre cuanto por la libre voluntad; son verdaderamente hermanos, digo, aquellos que tienen en común el espíritu y la voluntad.

Por consiguiente, es preferible, como he dicho, la fraternidad en Cristo a la consanguinidad carnal. Los hermanos de sangre, algunas veces, acaban siendo enemigos, los hermanos en Cristo están siempre en paz: aquéllos tienden a repartirse no sin rivalidad los bienes que tenían en común, éstos ponen en común generosamente las cosas propias; aquéllos, frecuentemente no se quieren reconocer hermanos entre sí, éstos abren sus brazos al nuevo que llega.

(San Máximo de Turín, Sermones, 17,1).



- APORTACIÓN Nº 1:
(sábado, 3 de diciembre 2005)

Soy un joven católico de 22 años, escribo desde Gran Canaria. Aunque mi formación religiosa no es muy profunda, me gustaría expresar las cualidades que, en mi opinión, debe tener un obispo. Yo pienso que un obispo, ante todo debe ser una persona de intensa oración, pues de la relación y amistad con Dios surge la Caridad que es fundamental en todo cristiano y aún más si se trata de un obispo. Pienso que a la vez debe ser una persona normal, con su propia personalidad; debe tener carácter y ejercer su autoridad cuando tenga que hacerlo, ser disciplinado, debe procurar ser objetivo y justo y no ser corporativista . El obispo tiene que procurar estar siempre formándose, de forma que destaque por su intelectualidad y sabiduría. Debe igualmente estar próximo a los fieles de su diócesis; procurar visitar todos los años las parroquias y preocuparse directamente por cómo evolucionan, preocuparse sobre todo por los jóvenes, los grupos de cáritas, y por la liturgia. Me parece que no debe delegar mucho en otras personas aunque sí pienso que debe dejarse asesorar en un espíritu de colegialidad por el clero y los seglares. Algo muy importante por lo que debe preocuparse un obispo es el seminario, opino que es muy positivo que conozca directa y personalmente a los seminaristas, pienso que debiera visitar mensualmente el seminario. Igualmente debe procurar que los fieles mejoren su formación, debe pontenciar la catequesis de una manera bien coordinada y estructurada.

En mi opinión, esta diócesis debe ser revitalizada. Debieran existir distintas parroquias que fueran como centros de espiritualidad, centros neurálgicos de fe, donde se cuidase de forma muy especial la liturgia y la catequesis. Se debiera potenciar el que los curas se sigan formando en todos los aspectos ( algunos tienen comportamientos y actitudes pésimas ). Potenciar también la acción caritativa e incentivar el voluntariado. Pienso que regularmente se debieran enviar cartas pastorales que instruyan a los fieles.Se debe procurar administrar mejor el dinero y controlar los gastos de las parroquias (me parece gravísimo que se gaste más de 20 millones de las antiguas pesetas en un relieve de bronce en la parroquia de San Agustín ).

En definitiva el obispo debe ser un pastor, algo así como un padre, y no debe ser como un funcionario o alguien que simplemente realiza funciones administrativas.

Nada más, muchas gracias por darme la oportunidad de expresar mi opinión.

P.D.: La web de la diócesis es muy buena.




- APORTACIÓN nº 2:
(domingo, 18 de diciembre 2005)

Para mi modesta opinion, un obispo deberia ser una persona sencilla, humilde, discreta. Deberia visitar todos los barrios y hablar con todas las personas que viere a su paso, sobre todo mendigos, drogadictos, prostitutas, etc. Tambien deberia visitar los enfermos. Deberia estar siempre alegre y llevar esa alegria a los demas. Deberia hablar cn pasion del amor d Dios, sintiendo c/ palabra que dice. sin mas reciban un saludo. Dios les bendiga. Feliz navidad.



- APORTACIÓN nº 3:




Obispo: ¿Cómo se elige un Obispo? | Ocultismo y cristianismo

Versión para imprimir